La globalización del sistema financiero mundial ha hecho muy sencillo para el inversor mantener y manejar operaciones financieras fuera de sus países de origen.

En este sentido, la evasión de impuestos extraterritorial sigue siendo un serio problema para los países a nivel mundial. Las cantidades de fondos depositados en el extranjero al resguardo de impuestos son muy significativas, una cuestión con consecuencias muy negativas para la economía internacional.

Como respuesta a la tarea encomendada por el G20 para reforzar las acciones contra la evasión fiscal e inyectar más confianza y equidad a los sistemas tributarios internacionales, la OCDE ha hecho público un nuevo estándar global único para el intercambio automático de información entre las autoridades fiscales de todo el mundo.

Este nuevo estándar emplaza a las jurisdicciones a obtener información sobre sus instituciones financieras e intercambiar dicha información automáticamente con otras jurisdicciones sobre una base anual.

Se expondrá la información de los estados de cuenta que deben ser intercambiados, las instituciones financieras que necesitan reportar esos datos, los diferentes tipos de cuentas y contribuyentes afectados por la medida, así como procedimientos comunes de diligencia que deben ser seguidos por las entidades.

El nuevo estándar se basa, en gran medida, en el trabajo previo de la OCDE sobre el intercambio automático de información. Así, también incluye los avances conseguidos desde la Unión Europea y reconoce “el papel catalítico” que ha tenido la FATCA.

Para el Secretario General de la OCDE, Ángel Gurría, el estándar va a suponer “un verdadero cambio”, en la medida en que “aumentará la cooperación tributaria internacional, lo que refuerza la igualdad de circunstancias entre los distintos gobiernos, al tiempo que se protege la integridad de sus sistemas fiscales luchando contra la evasión de impuestos”.

Será en la reunión de los ministros de economía del G20, durante los días 22 y 23 de febrero en Sydney, cuando la OCDE presente formalmente el estándar para su aprobación. Posteriormente, en septiembre de 2014, entregará un Comentario detallado sobre esta medida, así como soluciones técnicas para implementar el intercambio de información real.

Más de 40 países o jurisdicciones se han comprometido a adoptar cuanto antes el estándar, entre los que llama la atención encontrar a Jersey, la Isla de Man o las Islas Vírgenes.